Europa da luz verde a la unión de Bayer y Monsanto, un monstruo que dominará el mercado mundial de semillas y pesticidas

Ya es oficial: la Comisión Europea ha aprobado la propuesta de adquisición de Monsanto por parte de Bayer. Bayer se convertiría con esta compra en la empresa más grande de agroquímicos y biotecnología agraria del mundo. Pero antes deberá cumplir ciertas condiciones.

 

La empresa más grande de agroquímicos
Según informaban recientemente desde Leverkusen, la gigantesca Bayer ha recibido luz verde para terminar la transacción de Monsanto, otro de los gigantes del sector, famoso entre muchas cosas por el encarnizado debate sobre el glifosato. Según los datos, la transacción se realizaría para el segundo trimestre del 2018.

En palabras del CEO de Bayer, Werner Baumann, esto “supondrá un hito muy significativo”. Y no es para menos. Con la compra, Bayer se pondría en cabeza del negocio, adquiriendo el mayor peso de la venta de químicos, semillas y biotecnología agraria en Europa y Estados Unidos.

Solo la unión de Dow y el conglomerado DuPont o la unión de ChemChina con Sygenta podrían hacer frente a este nuevo titán del mundo de los agroquímicos. Estas tres operaciones serán, probablemente, las que marquen el futuro de la agricultura y la innovación relacionada con la biotecnología agraria del futuro. Pero la unión de Monsanto y Bayer tiene sus condiciones.

Cesar la inversión
A pesar de haber recibido el visto bueno de más de la mitad de las treinta autoridades reguladoras (incluyendo a los testarudos Brasil y China), para completar la transacción el gigante habrá de cumplir con ciertas condiciones impuestas que afectan especialmente al departamento de I+D de Bayer.

Por ejemplo, deberán cesar la inversión en el negocio mundial de semillas de canola, algodón y soja (a excepción de Asia, donde se permitirá cierto desarrollo de estas). También se limitará la inversión de trigo híbrido, el negocio general de semillas de frutas y hortalizas, y la inversión en pesticidas y derivados como son el glufosinato de amonio y el controvertido glifosato en Europa para uso industrial.

201803_007

 

Por último, y no menos importante, se ha vetado la inversión de Monsanto en NemaStrike, uno de sus famosos nematicidas. Todas estas medidas pretenden velar por una estabilidad del mercado, poniendo trabas a una muy posible monopolización de los sectores que más dinero dejan en el mundo.

La transacción, si todo va bien, se realizará en breve, como decíamos, aunque todavía podrían existir algunas barreras administrativas menores. Pero todo apunta a que la unión ya está prácticamente finiquitada por lo que solo nos queda sentarnos a esperar.

También es uno de los conglomerados propietarios de los laboratorios más importantes del mundo. Desde su escisión con la antigua Bayer Material Science, hoy Covestro, dejó clara su intención de dominar el sector biomédico y, especialmente, el agroquímico. Y con este paso de gigante, su control está más cerca.

 

Fuente: Xataka

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s